Déjame salir (2017), de Jordan Peele – Crítica

«Déjame salir es cine comercial contado por una voz diferente, aire nuevo a un género al que le ponen la mortaja con secuelas, remakes y variaciones de lo mismo»

Déjame salir es cine comercial narrado por una voz diferente, aire nuevo a un género al que le ponen la mortaja con secuelas, remakes y variaciones de lo mismo. Aire nuevo pero no fresco, pues escoge elementos clásicos: apariciones repentinas y siniestras elevaciones de sonido. Nace como Adivina quién viene a cenar esta noche para ser familia de Las esclavas de Stepford y El show de Truman. Entretenida, sin incluirse en el género de terror. Con giros interesantes, otros bastante predecibles. Final revelador, tampoco sorprendente, un nudo no tanto.

Por un lado, esta producción resultaba interesante por su crítica al tema racial tras el mandato de Obama y desde el género del suspense. Luego descubrimos que, más que un análisis político y social, es la opinión del cómico Jordan Peele sobre los miedos y admiraciones en relación a la raza. Peele es conocido por la serie de sketches Key & Peele (2012), de Comedy Central.

Por otro lado, queríamos ver cómo este comediante, que usualmente ha trabajado como actor, instruye a su elenco desde el puesto de dirección. Muchos han criticado que se represente a la tercera edad con recursos como los malos malísimos. Desde mi humilde opinión pienso que, en la visión geriátrica de la raza, reside el problema; pues la tolerancia internacional es marca millenial. Algunas teorías sobre el prejuicio racial son: el chivo expiatorio -“los inmigrantes vienen a quitarnos el trabajo”-, la personalidad autoritaria -“hay razas superiores e inferiores” “los negros tienen buena genética, qué constitución”- ; y la teoría cultural del prejuicio -la sociedad alimenta las dos primeras y justifica la intolerancia-. Los niños del siglo XX heredaron esta amalgama construcción social sobre la raza, que cree sentar sus bases en la biología -cuando biológicamente estamos mezclados- para legitimar la opresión, reproduciendo la intolerancia que mamaron de las instituciones. En Estados Unidos no hay que irse muy lejos para encontrar baños diferenciados por el color de la piel. Además, estudios sociales confirman que, al hacerse mayores, las personas se aferran a sus creencias más conservadoras para sentir que pertenecen al grupo y que tienen compatibilidad cultural y moral con personalidades que se elevan como mensajeras de la idiosincrasia de su pueblo. Esto explica, no justifica, que el abuelo traspasara estos valores a sus hijos, y estos a los suyos. Así encontramos una sociedad que se cree tolerante y progresista mientras proyecta comentarios “inofensivos” de fuerte poso racista. Como por ejemplo, un chascarrillo incluido en el filme como punto cómico: “lo negro está de moda”.

Algunos puntos a destacar en Déjame Salir son el humor negro, la edición, la composición del lenguaje cinematográfico, la banda sonora y el reparto coral, con contadas escenas de LilRel Howery o Allison Williams (protagonista de GIRLS) y fragmentos demoledores en el caso de Betty Gabriel. Este filme, al que le cuesta coger ritmo y le sobran más de 15 minutos, peca de simpleza en guion y argumento. Sumado a ciertas licencias paranormales y que su (probablemente única) baza es la confusión, le da un halo de incoherencia que en ocasiones puede frustrar al espectador. La productora, Blumhouse, ha realizado una campaña de marketing tan intensa a través de Universal que puede que el tráiler resuma la película. Por tanto, desaconsejo que veas el tráiler, si es que no lo has hecho ya.

¿Es Déjame Salir la mejor película de suspense de este año? Seguramente. ¿Es la mejor película del año?  Ni de lejos.

Sinopsis Un joven afroamericano visita a la familia de su novia blanca, un matrimonio adinerado. Para Chris y su novia Rose ha llegado el momento de conocer a los futuros suegros, por lo que ella le invita a pasar un fin de semana en el campo con sus padres, Missy y Dean. Al principio, Chris piensa que el comportamiento “demasiado” complaciente de los padres se debe a su nerviosismo por la relación interracial de su hija, pero a medida que pasan las horas, una serie de descubrimientos cada vez más inquietantes le llevan a descubrir una verdad inimaginable.
País Estados Unidos
Director Jordan Peele
Guion Jordan Peele
Música Michael Abels
Fotografía Toby Oliver
Reparto Daniel Kaluuya, Bradley Whitford, Allison Williams, Catherine Keener, Betty Gabriel,Caleb Landry Jones, Lyle Brocato, Ashley LeConte Campbell, Marcus Henderson,LilRel Howery, Gary Wayne Loper, Jeronimo Spinx, Rutherford Cravens
Género Suspense, thriller
Duración 103 min.
Título original Get Out
Estreno 19/05/2017

Calificación6
6

Comparte este artículo

Alba Puerto

Estudio Periodismo y Comunicación Audiovisual; me interesa la política internacional, la cultura, los movimientos sociales y la innovación tecnológica. Por ello soy articulista en medios digitales, locutora, columnista y Coordinadora General de un proyecto de UNICEF dentro de las universidades españolas.

No hay comentarios

Añade tu comentario