Filmadrid 2017: Top 10

La llama volvería más viva que nunca. Una promesa realizada por FILMADRID para su tercera edición. Y  después del tortuoso camino para seguir adelante, no cabe duda de que ha ardido intensamente. El festival ha generado, otra vez, un estupendo ambiente cinéfilo en Madrid. Pues las expectativas se han sobrepasado con creces, asentándose como una referencia obligatoria. Al hacer balance del buen cine visto en estos diez días, no hay mejor manera de describir lo vivido que a través de sus películas. Si bien ha ocurrido algún despropósito relacionado con el Foco dedicado a la comedia y el absurdo en el cine iraní, ya que ciertos filmes no representan la esencia del festival; la mayoría ha sido muy estimulante. Una mirada amplia y arriesgada resumida en las tres líneas temporales que convergen en FILMADRID. Primero tenemos el pasado, cineastas que cambiaron la Historia del cine (y siguen haciéndolo  llenos de energía) como Jonas Mekas y Laura Mulvey. La admiración y entusiasmo sentidos en Madrid hacia ellos ha sido verdaderamente emocionante. Momentos irrepetibles que quedarán guardados con cariño en la memoria de todos los que pudimos disfrutarles. Un peso abrumador que entronca directamente con otros prestigiosos realizadores todavía dando forma a su legado. Es el caso de Kelly Reichardt, Lav Diaz, Deborah Stratman o João Pedro Rodrigues. Grandes autores, mas desgraciadamente sin alcanzar las salas españolas. Y por último, hemos sido testigos del futuro. Los primeros pasos de las nuevas estrellas que darán mucho que hablar. Si nunca olvidaremos la proyección de Riddles of the Sphinx con ese significativo aplauso a Laura Mulvey, quedará grabado con la misma fuerza el estreno de The Impossible Picture de una hasta entonces desconocida Sandra Wollner. El cine y el tiempo, fusionados en un fascinante momento gracias a FILMADRID. Una llama avivada por Wollner, Reichardt y Mulvey. Ellas guardarán la luz inextinguible de este precioso instante.

Después de presenciar la totalidad de la Competición Oficial, la mayoría del Foco dedicado a la comedia y el absurdo en el cine iraní y algunas proyecciones especiales, mis diez películas favoritas de la tercera edición de FILMADRID son:

  1. Happy Happy Baby (Jan Soldat, Alemania, 2017) – Competición Oficial

Happy Happy Baby

Bajo la perspectiva de Jan Soldat, un sórdido subsuelo sexual nos esperaba. No obstante, nos encontramos a tres adultos en pañales. Ellos expresan su aceptación y felicidad. Una ternura y solidaridad desbordantes. En su mundo, no hay espacio para el dolor y el sufrimiento.


  1. Sakhisona (Prantik Basu, India, 2017) – Competición Oficial

Sakhisona

Se han descubierto unas ruinas en India. Unas almas desgastadas, pero una vez vivas. Dentro de ellas se esconden leyendas y magia. Un tiempo cuando las rocas y la naturaleza tenían una relación inconmovible. La evocación de su espíritu enterrado.


  1. Daydreams (Caroline Deruas, Francia, 2016) – Competición Oficial

Daydreams

Villa Médici es un complejo arquitectónico por cuyos aposentos ha transcurrido gran parte de la Historia europea. Residencia de las artes francesas y sus fantasmas. Una película sobre y desde la creatividad. La imaginación y su aura imperceptible.


  1. A Minha Juventude (Rita Quelhas, Portugal, 2016) – Competición Oficial

A Minha Juventude

La dictadura de Salazar como un llanto infantil. La evidencia del poder del sonido cuando los medios escasean. Sólo contemplamos una habitación, pero la opresión llega a través del ruido de los coches y su libertad inherente. Una ventana para oír y observar tus días de juventud.


  1. Casa Roshell (Camila José Donoso, México/Chile, 2017) – Competición Oficial

Casa Roshell

El hogar para una familia y la cámara a modo de otro espejo más del club. Múltiples biografías combinadas en el apoyo, donde la libertad reina lejos de los atronadores sonidos del exterior. Un lugar al que prometerás volver.


  1. António Um Dois Três (Leonardo Mouramateus, Portugal/Brasil, 2017) – Competición Oficial

Antonio Um Dois Tres

Bajo las luces nocturnas de Lisboa, vivimos encuentros fortuitos, amor y sentimientos efímeros. Una ensoñación reiterada para encontrarnos y perdernos. Una película vibrante entre la euforia y la melancolía juvenil. El reflejo de una de esas noches donde aprendimos a perder y seguir soñando.


  1. Hermia & Helena (Matías Piñeiro, USA/Argentina, 2016) – Competición Oficial

Hermia Helena

Los comienzos y los finales, las idas y las venidas. Nuestra identidad cambiante debido a nuestros anhelos y dónde encontrarlos. Una obra fascinante entre dos hemisferios y sus relaciones candentes. Coger una mochila y hallarse a uno mismo.


  1. Certain Women (Kelly Reichardt, USA, 2016) – Inauguración

Certain Women

Una travesía que nos impulsa a preguntarnos sobre la dificultad para avanzar en nuestras vidas y la generosidad en los vínculos que nos rodean. Nuestros obstáculos y las expectativas vitales, nuestras compañías y su cariño. Durante el viaje nos dejamos una parte de nuestra alma en Montana.


  1. The Impossible Picture (Sandra Wollner, Alemania, 2016) – Competición Oficial

The Impossible Picture

Inesperada y sumamente especial. Una obra sobre la fiabilidad de la imagen. Aprender a observar a través de una cámara. Comprender que no siempre se graba la realidad. Y que hay ocasiones en que es mejor obviarla. Pues resulta doloroso tener que cerrar los ojos. Un proceso para convertir el cristal del objetivo en líquido. Madurar al hallar nuestras imágenes imposibles.


  1. Riddles of the Sphinx (Laura Mulvey & Peter Wollen, Reino Unido, 1977) – Proyección especial

Riddles Of The Sphinx

Un momento irrepetible. En un ambiente repleto de admiración, multitud de gente se quedaba fuera de esta sesión. Los afortunados, nos hipnotizamos con la obra de Laura Mulvey. La definición de emoción en una sala de cine. Nunca olvidaremos como el enigma se convirtió en juego.

Comparte este artículo

Carlos Chaparro

Estudió Comunicación Audiovisual, permitiéndole trabajar en su pasión: el cine. Un amor incondicional que nació al descubrir a Patricia y Michel paseando por los Campos Elíseos.

No hay comentarios

Añade tu comentario