San Sebastián Día 1: Regresión, Truman y Miller

Amenábar

18 de septiembre. El Festival de San Sebastián arranca con la proyección de ‘Regresión‘, esperadísima película de Alejandro Amenábar que supone el regreso del director al suspense tras explorar otros géneros como el drama (‘Mar Adentro‘) o el cine épico (‘Ágora‘).

“Quería hacer una película de terror. Pensé en vampiros, el diablo… pero no encontraba la manera de darle un nuevo enfoque”, dijo Amenábar en la rueda de prensa posterior al visionado. “Hasta que encontré el fenómeno del satanismo en Estados Unidos durante los años 80.”

Rodada en inglés, con un generoso presupuesto, y un reparto internacional encabezado por Ethan Hawke y Emma Watson, Regresión‘ levantó unas expectativas que no ha podido satisfacer.

Al finalizar la proyección, el público respondió con una contenida ovación. Sin embargo, los comentarios que se escuchan una vez fuera de la sala indican algo muy diferente. Me atrevería a decir que la insatisfacción ha sido la sensación predominante.

Es cierto que la película es entretenida y mantiene la tensión gracias al buen pulso de Amenábar como director. Nada más comenzar nos sentimos atrapados por una ambientación opresiva, una espesa lluvia, una música adecuada compuesta por Roque Baños. Sin embargo, pasan los minutos y la historia apenas avanza. Amnesias, hipnósis, pesadillas, satanismo; todo parece un tanto extraño y exagerado. No hay un in crescendo, la tensión no es mayor en su parte central que en el minuto 5, 10 o 15. Así llegamos al desenlace, donde nos encontramos con el esperado giro argumental propio de este tipo de películas, más si cabe cuando Amenábar se encuentra tras la cámara. Mal favor haría al lector en dar pista alguna sobre éste.

La apuesta de Amenábar es valiente, pero no consigue alcanzar las cotas esperadas debido a un guión arriesgado pero un tanto torpe.

“Una historia acerca del miedo, el error y el diablo. Sobre cómo encontrar ese foco de maldad. Es una película policiaca, de terror, un thriller psicológico y un drama. Las cintas de terror habitualmente tratan de infundir miedo a la gente. Con ‘Regresión‘, yo quería desactivar el terror.” Así es como Amenábar se refiere a su propia película.

“Hay gran influencia de algunos thrillers de los años 70 como ‘Todos los hombres del presidente‘ o ‘Sérpico‘. Alan J. PakulaSidney Lumet están muy presentes. Como aquellas, ‘Regresión‘ es parca y seca. Hitchcock también está. Bueno, Hitchcock está en todas partes.” También menciona ‘El exorcista‘ y ‘La semilla del diablo‘ debido a su similitud en el tema.

La cinta de Amenábar se ha presentado fuera de concurso. No así ‘Truman‘, dirigida por Cesc Gay y protagonizada por Ricardo Darín Javier Cámara, que opta a la Concha de Oro. Una comedia dramática sencilla, calmada, sensible (que no sensiblera), acogida con entusiasmo por el público presente en el Teatro Principal de San Sebastián, lugar escogido para su proyección.

Truman

Se trata de una película de premisa poco original, pero dirigida con seguridad por un Cesc Gay que entrega la que es sin duda su obra más “convencional”, y no quiero decir con ello peor. Aún así, su estilo se mantiene reconocible: cotidianidad, planos fijos, personajes, etc. El director catalán vuelve a dar una lección de dirección de actores, aunque bien es verdad que con dos monstruos de la interpretación como Cámara y Darín todo parece más fácil. El talento de estos dos actores es enorme, y su química en pantalla exquisita.

A pesar de la dura premisa de la que parte el film, su visionado es agradable y su espíritu abiertamente optimista.

También pudimos ver dos películas encuadradas en la sección Nuev@s director@s: ‘Pikadero‘ de Ben Sharrock, una aceptable mezcla de drama y comedia en torno a la actual crisis económica; y un trágico film austriaco basado en hechos reales llamado ‘One of Us‘ (Einer Von Uns), dirigido por Stephan Richter.

Por otro lado, George Miller ha recogido el premio FIPRESCI ( Federación Internacional de Críticos de Cine) en la gala inaugural por ‘Mad Max: Fury Road‘. “Si te empeñas y trabajas, recibes algo a cambio”, ha asegurado el cineasta australiano. Se ha referido a la cuarta parte de ‘Mad Max‘ como algo “atípico”, pues no es corriente obtener el beneplácito tanto de la crítica como del público.

George Miller

Respecto a la posibilidad de rodar la quinta entrega de la saga, Miller dice lo siguiente: “En el futuro sí lo haré, pero no será la siguiente. Habiendo terminado esta, tengo menos curiosidad sobre ‘Mad Max‘ y sí más por otras historias.”

La nota curiosa en el primer día la ha puesto un falso Robert de Niro, que haciéndose pasar por el actor ha revolucionado el festival. Su nombre es Marc Lloret, y se parece tanto a de Niro que se gana la vida gracias a ello. Una tienda de moda de la ciudad lo contrató para repartir saludos.

Falso De Niro

Comparte este artículo

Arturo G. Maiso

Tras estudiar comunicación audiovisual y cine, se especializó en comunicación multimedia y marketing online. Ha fundado la empresa AGM Comunicación Multimedia y la web El Cine en la Sombra.

No hay comentarios

Añade tu comentario