Nieve negra (2017), de Martín Hodara – Crítica

«Nieve negra cuenta con una admirable interpretación por parte de su elenco de primerísima talla, en mitad de un paraje de ensueño ambientado en la Patagonia»

El incombustible Ricardo Darín, el actor que nos ha obsequiado cintas cómo El secreto de tus ojos (Juan José Campanella, 2009), Séptimo (Patxi Amezcua, 20013), Tesis sobre un homicidio (Hernán A. Goldfrid, 2013), Relatos Salvajes (Damián Szifrón, 2014), Truman (Cesc Gay, 2915), o Capitán Kóblic (Sebastián Boren sztein, 2016) entre muchas otras, vuelve a la gran pantalla con Nieve Negra para dar vida al personaje de Sebastián, un hombre huraño, arisco, hosco, antisocial, solitario, que vive totalmente aislado en las montañas de la Patagonia. Separado de todo signo de civilización, acusado de un desventurado accidente en el pasado, llegan su hermano, Marcos, y su cuñada, Laura, desde España. Van a buscarlo por un asunto meramente económico tras la muerte del padre. Y claro, lejos de mejorar las cosas, empeoran. El peso del film recae sobre estos tres personajes, con un Marcos interpretado espléndidamente por Leonardo Sbareglia, al cual recordamos por  películas cómo Sangre en la boca (2016) de Hernán Belón, Al final del túnel (2016), realizada por Rodrigo Grande, o la ya nombrada anteriormente Relatos Salvajes. La magnífica Laila Costa, que en su momento ya despuntó en Victoria (Sebastián Schipper, 2015) o en Palmeras en la nieve (Fernando González Molina,  2015) da vida a la seductora y enigmática Laura. No caigan en el error de pensar que los personajes secundarios son meras comparsas, nada de eso. Están interpretados por actores de la talla de Dolores Fonzi  y Federico Luppi. Una admirable interpretación por parte de todos, ante un paraje de ensueño, una zona alejada de la Patagonia. Aunque en realidad se trate de los Pirineos Andorranos.

La coproducción entre España y Argentina marca el debut del director Martín Hodara, que se había encargado junto a Ricardo Darín, de finalizar el rodaje de La señal (2007) tras la muerte de Eduardo Mignona. Hodara participó como asistente de dirección de Fabián Bielinsky en dos de sus cintas más emblemáticas: Nueve reinas (2000) y El aura (2005). Si a todo esto le sumamos un guion escrito por el propio Hodara, junto al más que experimentado Leonel D´Agostino, cualquier aficionado al cine sabe que el resultado es excelente. Sin embargo, el resultado final de Nieve Negra no alcanza el nivel deseado.

Con un elenco de primerísima talla, unas actuaciones dignas de aplauso, unos parajes que son un portento, una música de Zacarías M. de la Riva y una fotografía a cargo de Arnau Valls Colomer, que acrecienta esa atmósfera inquietante en que quiere situar al espectador, una visualización técnica de primer orden, y una más que buena dirección. El principal problema radica en el guion: Hodara y DÁgostino se empeñan en envolverlo cuidadosamente con unos inconfundibles ingredientes de thriller. A medida que la película avanza con un buen arranque, los clichés se ven (y se notan), cada vez más forzados. Por ejemplo: los irritantes flash-backs que no llevan a ninguna parte, ni potencian el relato. El verdadero thriller radica en una adecuada dosificación de los elementos narrativos, no es reservar la solución del problema para el último momento, esa sorpresa que se guarda para el último fotograma. Han querido dar otra vuelta de tuerca, y les ha fallado. Y es una verdadera pena ya que afecta a toda la estructura de la narración. Tengo la sensación de que todo lo que lleva estampada la palabra thriller, se vende mejor o más. Y no es así. Nieve Negra hubiese funcionado formidablemente como un drama familiar, con un toque de suspense. ¿Significa eso que no la recomendamos? Todo lo contrario. A pesar de los fallos que hemos remarcado, sugerimos su visionado. De verdad, no se la pierdan, pero véanla bajo la óptica de un drama familiar. Tanto thriller ya empieza a aburrir.

Sinopsis Acusado de haber matado a su hermano durante la adolescencia, Salvador vive aislado en el medio de la Patagonia. Tras varias décadas sin verse, su hermano Marcos y su cuñada Laura, llegan para convencerlo de vender las tierras que comparten por herencia. El cruce, en medio de un paraje solitario e inaccesible, reaviva el duelo dormido donde los roles de víctima y asesino se trastocan una y otra vez.
País Argentina
Director Martín Hodara
Guion Martín Hodara, Leonel D’Agostino
Música Zacarías M. de la Riva
Fotografía Arnau Valls Colomer
Reparto Ricardo Darín, Leonardo Sbaraglia, Laia Costa, Dolores Fonzi, Federico Luppi, Biel Montoro, Mikel Iglesias, Liah O’Prey, Andrés Herrera
Género Thriller
Duración 90 min.
Título original Nieve negra
Estreno 12/04/2017

Trailer

Calificación7
7

Comparte este artículo

Josep Lluis Mestres

Josep Lluis Mestres, nacido en Barcelona (1960), ha sido director de la revista literaria Vians Literature, y sus narraciones, poemas y artículos han aparecido en distintas revistas especializadas. Es autor de variados libros de poesía y narraciones, y le han sido concedidos diversos premios literarios.

No hay comentarios

Añade tu comentario