No te preocupes, no llegará lejos a pie (2018) de Gus Van Sant – Crítica

No te preocupes, no llegará lejos a pie

«De todas las películas que recuerdo haber visto de Gus Van Sant, No te preocupes, no llegará lejos a pie es la que me parece mejor»

De todas las películas que recuerdo haber visto de Gus Van Sant, No te preocupes, no llegará lejos a pie es la que me parece mejor. El cine de Gus Van Sant tiene algo que me recuerda al de Todd Haynes. Ambos explican historias de seres que pierden, sueñan, lloran, se duelen; que son o se sienten excluidos; que son marginados, ya sea por algo antiguo que les martiriza, ya sea por prejuicios sociales que les estigmatizan. En el caso de No te preocupes, no llegará lejos a pie nos situamos ante un biopic basado en la vida del dibujante de viñetas John Callaghan, un hombre con fuerte adicción al alcohol, que sufre un accidente de coche que le deja paralizado gran parte del cuerpo y que le obliga a apañárselas con una silla de ruedas. Por tanto, tenemos a partir de ese momento a John Callaghan debiéndoselas tener con las secuelas irreversibles de tal accidente, además de su consabida adicción a la bebida. Finalmente, vemos a John Callaghan, entre lucha y lucha, descubriendo un don para dibujar viñetas con contenido crítico y punzante.

El actor que encarna a John Callaghan es Joaquín Phoenix, que está tan genial como nos tiene acostumbrados. Además, tenemos en pantalla a Jack Black, en su corto pero determinante papel de amigo que conduce el coche con el que tendrán el accidente. Ese accidente es el que deja a John Callaghan paralizado, mientras que al amigo conductor no le pasa nada. Breve presencia, pues, la de Jack Black, un excelentísimo actor al cual nos gustaría ver con más frecuencia en buenas películas. También tenemos ante nosotros a Rooney Mara, que también aparece breve pero decisivamente. Realmente la presencia de Rooney Mara es de lo más brillante que la naturaleza puede dar. Me refiero, claro está, a ella tal cual se muestra. Recuerdo ahora a Rooney Mara actuando en Carol, aquella película de Todd Haynes, dicho sea de paso.

Me gustaría abundar más sobre No te preocupes, no llegará lejos a pie, pero todo lo bueno que podría añadir quedará eclipsado por las bondades de la película. Entiendo que el cine que practica Gus Van Sant pone los valores por delante de cualquier otra consideración. Valores a la hora de elegir temas, proponerlos en escena, pero también escogiendo, como es el caso, una historia desgraciada con desenlace agraciado. Este desenlace gira en torno al provecho que John Callaghan obtiene del entorno social generado por las secuelas del accidente, y, muy especialmente, por su tesón a la hora de progresar como dibujante de viñetas. Tengan en cuenta que apenas puede mover sus brazos y sus manos, y aún así logra unas viñetas con dibujos mínimos, cargados, eso sí, de contenido (por los textos breves y sucintos con que John escribía).

El título tiene su qué. John Callaghan no llegó a ningún sitio mientras anduvo con sus piernas. Es a partir de tener que utilizar silla de ruedas que empieza a ir a un lugar. John Callaghan llegó lejos, efectivamente, pero en silla de ruedas.

No te preocupes, no llegará lejos a pie


Sinopsis Narra la historia de John Callahan, que en los años 70 sufrió un accidente de coche cuando tenía 21 años que lo dejó paralítico, y comenzó a dibujar como parte de su terapia.
País Estados Unidos
Dirección Gus Van Sant
Guion John Callahan, Gus Van Sant
Música Danny Elfman
Fotografía Christopher Blauvelt
Reparto Joaquin Phoenix, Rooney Mara, Jonah Hill, Jack Black, Mark Webber, Peter Banifaz, Udo Kier, Nolan Gross, Connor Skific, Karen Nitsche, Beth Ditto, Olivia Hamilton, Kim Gordon, Carrie Brownstein, Emilio Rivera, Ken Tatafu, Angelique Rivera, Rebecca Rittenhouse, Anne Lane, Rebecca Field, Alexandra W.B. Malick, Amir Talai
Género Drama
Duración 114 min.
Título original Don’t Worry, He Won’t Get Far on Foot
Estreno 06/07/2018

Calificación8
8

Comparte este artículo

Jesús Gabriel Gutiérrez

Mentor literario. Escritor. Filósofo. Prospectivista y astrólogo. Me interesa la historia y el hilo que sale de ella y nos conecta con el futuro.

No hay comentarios

Añade tu comentario