2001: Una odisea del espacio. El monolito y el hueso

2001 odisea en el espacio

¿Quién no recuerda los primeros quince minutos de ‘2001: Una odisea del espacio‘? Todos quedamos maravillados la primera vez que vimos ese extraño monolito, ni hablar cuando el primate levanta el hueso en señal de triunfo con esa música tan espectacular que quedó grabada en nuestros recuerdos para siempre. Ahora bien, ¿qué significan dos de los signos cinematográficos más inquietantes de la historia del cine?

Las primeras secuencias de  ‘2001: Una odisea del espacio‘ de Stanley Kubrick se ubican en un tiempo prehistórico, mucho antes del desarrollo de la humanidad. Esta primera etapa denominada “El Amanecer del Hombre” se inicia con un grupo de primates, suerte de protohumanos, que se encuentran en la lucha por la supervivencia, enfrentándose entre clanes por los recursos naturales del planeta. De pronto, como surgido de la nada, aparece un monolito. Uno de los grupos de primates se aproxima hasta el monolito  y uno de ellos lo toca, desarrollando inteligencia misteriosamente. Esta estructura de forma rectilínea, aparece acompañada por unos sonidos perturbadores, difícilmente identificables, pero que en términos generales suscitan estados emocionales de zozobra e incomodidad en el espectador.

Pero, ¿qué significa este monolito? En primera instancia el monolito, al ser una estructura de líneas rectas, es un elemento no-natural o sobrenatural, entendido este último término como aquello que no es producido por la naturaleza, es decir, el monolito no es un hecho acaecido por el mero azar de la evolución de las fuerzas creadoras del universo inmanente sino, más bien, es la muestra inequívoca de una inteligencia no-humana y anterior a la humanidad que de alguna forma logró sembrar en los protohumanos la consciencia (esto se corrobora al final de la película cuando los viajeros de la nave espacial llegan hasta un planeta distante en el que se encuentra el mismo monolito que empujó a los protohumanos hacia la inteligencia. Recordemos que cuando los científicos modernos analizan el monolito encuentran que de este emana una fuerte actividad magnética que debe haber afectado a los primates prehistóricos).

2001: Una odisea del espacio

El líder de los primates, luego de tocar el monolito toma un hueso de un tapir y empieza a moverlo de un lado para otro, golpeando los huesos del animal muerto que tiene frente a sí. En ese instante la música que acompaña a la secuencia es grandiosa, anunciando un hecho extraordinario. Desde el fondo de la imagen suena la introducción de ‘Así Habló Zaratustra‘ (1896) del compositor Richard Strauss, obra inspirada en el libro homónimo del siempre enigmático Friederich Nietzsche, con quien se instaura la postmodernidad filosófica. El tiempo de la imagen se ralentiza y muestra el amanecer del hombre en todo su esplendor.

Sobre esto surge otra pregunta en el espectador: ¿qué tiene de especial que el mono tome un hueso y lo use como arma? Todo. Pues ese hueso en manos del primate, ahora consciente, cambia. Deja de ser un objeto inanimado y carente de todo significado en la naturaleza para convertirse en un arma. Pero el arma no es anterior al hueso, más bien, el primate le da un sentido al hueso, lo dota de la propiedad de ser un arma. En las secuencias posteriores el primate utiliza el hueso para dominar a la tribu rival y garantizar la sobrevivencia del clan que lidera. De este modo, según Kubrick, la técnica es consubstancial con el ser humano en la medida en que nuestro hacer técnico nos permite tomar de la naturaleza elementos y convertirlos en una extensión de nosotros para nuestro beneficio. De ahí a un fusil de asalto tan sólo media el tiempo y la evolución, lo cual es confirmado cuando el primate arroja el hueso al aire y éste se transforma en una nave espacial, en la elipsis más larga de la historia del cine. Así el monolito y el hueso se convierten en signos del desarrollo de la consciencia e inteligencia humanas cuya racionalidad surge de su capacidad técnica.

Share this post

Marlow Zurita

Licenciado en filosofía, máster en guión de cine y cinéfilo a morir, me gustan la fantasía y la ciencia ficción porque me permiten viajar a otros mundos posibles.

4 comments

Añade el tuyo
    • Mar 28 abril, 2015 at 00:17 Responder

      Yo esperaba una reflexión mas profunda y, sobre todo, mejor escrita. Por utilizar palabras pedantes la crítica no eleva su categoría.
      Por cierto, no se puede utilizar los gerundios para expresar algo que ocurre con posterioridad a lo anterior.
      Ejemplo: Se cayó por las escaleras rompiendose una pierna (INCORRECTO, se rompió la pierna tras caerse)
      Se cayó por las escaleras rodando (CORRECTO, rodaba mientras se caía)

      Y me ahorro más correcciones

  1. Marlow 29 mayo, 2015 at 17:00 Responder

    Hola Carlos y Mar: el propósito del artículo no es decir algo nuevo sobre la película, se trata más bien de hacer visible algo que para el espectador promedio pasa desapercibido, no todo el mundo entiende de qué va la cosa. Carlos, tal vez tú tienes mucho conocimiento sobre la materia y vez al artículo como algo obvio. Mar, siempre me he dado licencias con el lenguaje, no a todo el mundo le agrada. Un saludo y gracias por su opinión.

  2. Benito 28 marzo, 2017 at 17:48 Responder

    Lo que la película no te dice o al menos de forma subliminal a mi ver es que hay monolitos en toda la tierra (Cusco, Egipto, México) pirámides y estructuras hechas con piedra, que emanan energía que se puede medir con aparatos de precisión, también te dice que los hay en otros planetas (dudo haya planetas), Y que estos monolitos controlan al ser humano desde el principio (no creo que venimos del mono, primate o como le quieran llamar), pero si nos controlan no la conciencia pero si la forma de pensar y el conocimiento es dado a través de esta red de energía con monolitos en su tiempo, quien controla los monolitos que claramente no son hechos por lo humanos pues ahí deben indagar para ver quienes los hicieron, sabemos que la naturaleza no los hizo y que quien hizo la naturaleza no quería esos monolitos de otra forma los hubiera hecho desde el principio. Creo a partir de aquí pueden deducir a donde llegar y ver que está película es sólo más otro medio de control de las masas. Saludos Flath Earthers.

Publica un nuevo comentario