Agente Contrainteligente (2016), de Louis Leterrier – Crítica

Agente Contrainteligente

«Agente Contrainteligente ha llegado con la intención de arramplar con los suspensos de la crítica. Mientras la flema cinéfila ahonda en argumentaciones y despropósitos, Baron Cohen y compañía descorchan champán y ríen despreocupados.»

Una nueva película protagonizada por Sacha Baron Cohen puede hacer saltar las alarmas del colectivo de críticos de cine. Cuestión de oír rumores, leerlos y corroborarlos con un posterior tráiler. Esta vez se trata de una de espías. También se acierta a comprobar que la dirige Louis Leterrier, artífice de obras como ‘Transporter’ o ‘El Increíble Hulk’. Bueno, para casos como este el refranero español siempre tiene una respuesta. Tan simple como recurrir a la manida frase de que “más se perdió en Cuba.”

El paso de los años otorga a uno un preciado comodín que otorga una experiencia vital para estos menesteres. Un asunto biológico, ni más ni menos. El estímulo y su respuesta. Un largometraje repleto de exabruptos y polémica a mansalva pretende generar el rechazo de los grandes eruditos del género. Necesita esa purificadora retroalimentación para subsistir. Asimismo, no es extraño discurrir que ‘Agente Contrainteligente’ ha llegado con la intención de arramplar con los suspensos de la crítica. Mientras la flema cinéfila ahonda en argumentaciones y despropósitos, Baron Cohen y compañía descorchan champán y ríen despreocupados.

Y no hay nada malo en ello. El nuevo trabajo protagonizado por el cómico inglés cumple con su cometido. Irreverente e irrelevante. La trama es sencilla: un cliché del cine de acción de la escuela de Terence Young. El MI6 británico vuelve a correrse una juerga de las suyas, representado por un infalible agente en las carnes de Mark Strong. Una conspiración mundial, con Penélope Cruz de por medio. Mientras se suceden los planos, se presenta el leitmotiv de la película. Sacha toma el papel de Nobby, un hooligan británico de clase obrera que ansía reencontrarse con su hermano pequeño, desaparecido hace años.

En este punto de la película, empiezan a vislumbrarse los conceptos a criticar. El tipo detectivesco por un lado. La vida barriobajera de Inglaterra por otro. A todo esto, los hermanos Grimsby vuelven a encontrarse después de muchos años. Esto desencadena el nudo del guión. Sebastian, hermano pequeño de Nobby, y Mark Strong para los amigos, se ve obligado a caer en el ostracismo más ruin con el fin de salvarse. Ello lo obligará a abrazar sus olvidadas raíces reflejadas en la infame familia Grimsby. Fábricas, amianto y pintas en el pub. Puede recordar a la letra del tema “Parklife” de Blur este modo de vida parodiado sin piedad.

Los acontecimientos venideros no difieren mucho del croquis mental que el espectador puede confeccionar entre chiste y chiste de mal gusto. Los propios actores lo saben y no se cortan en disimularlo. He ahí lo reseñable de ‘Agente Contrainteligente’. Esas ganas sanas de reírse de todo, sin importar consecuencias o racionalidad en esos actos. Hay rigurosa actualidad reflejada en la película. Algún político televisivo que otro desfila delante de las cámaras de Leterrier. No en vano, el largometraje está ambientado en julio de 2016. Resultaría sonrojante afirmar que este se encuentra adelantado a su tiempo.

Dicho esto, no sería de recibo contar mucho más del argumento desarrollado. Podría entenderse como un despropósito para el público que anhele situarse por encima del bien y del mal con respecto a ‘Agente Contrainteligente’.

En el apartado técnico, no hay mucho de lo que hablar. El reparto lo complementan Isla Fisher, Rebel Wilson y el clásico Ian McShane, entre otros. Todos ellos pendientes de las peripecias importadas de ese pequeño pueblo de pescadores del norte de Inglaterra llamado Grimsby. Bien es cierto que Cohen no alcanza el estado de gracia de películas como ‘Borat’ o ‘El Dictador’. Tampoco importa mucho, pues se ve que no hay que sorprender a nadie. ‘Agente Contrainteligente’ hará las delicias de los amantes del humor macarra y deslenguado. De lo escatológico y lo cruel. Unas veces tocará reír y otras ruborizarse ante tal grado de insolencia.

De este modo, resultaría contraproducente que este trabajo fuese calificado con una mala nota. Dios sabrá el porqué. Lo que sí sabe es que no va a seguirles el juego a Louis Leterrier y a sus compinches. Siempre es una buena noticia la vuelta de un conocido. En este caso, Sacha Baron Cohen ha vuelto más duro que nunca. ‘Agente Contrainteligente’ ha venido para arrasar. Todavía no se sabe con qué ni con quién. Sin embargo, se recomienda dejar las pesquisas y los prejuicios fuera de la sala. Por favor, absténganse seres humanos dignos y decentes y prepárense para una ración de documentales sobre elefantes de la BBC.

No estaría de más añadir que, efectivamente, Daniel Radcliffe NO ha participado en esta película.

Agente Contrainteligente

Sinopsis Un implacable agente del MI6 británico, del grupo de operaciones especiales, descubre que tiene un hermano muy diferente a él: fanático del fútbol y protagonista de numerosos y disparatados altercados dado su peculiar y conflictivo carácter.
País Estados Unidos
Director Louis Leterrier
Guión Sacha Baron Cohen, Phil Johnston
Música David Buckley, Erran Baron Cohen
Fotografía Oliver Wood
Reparto Mark Strong, Sacha Baron Cohen, Isla Fisher, Penélope Cruz, Rebel Wilson, Ian McShane, Annabelle Wallis
Productora Four by Two Films. Sony Pictures Entertainment
Género Comedia. Acción. Espionaje
Duración 83 min.
Título original The Brothers Grimsby
Estreno 18/03/2016

Trailer

Calificación6
6

Share this post

No existen comentarios

Añade el tuyo