Aguas tranquilas (2014), de Naomi Kawase – Crítica

Still the water

Su directora, la coreana Naomi Kawase, se ha prodigado sobre todo en el cine documental, una influencia que se deja notar en el film que nos ocupa. Kawase se dio a conocer con su opera prima: ‘Embracing’, una obra autobiográfica de no ficción que trata sobre la búsqueda de su padre, quien la abandonó cuando era niña.

‘Still the water’ se sirve del talento de la directora para crear imágenes bellas e instantes poderosos, pero durante una gran parte del metraje el conjunto no parece funcionar. Su ritmo lento y la ausencia de una trama clara o un hilo conductor más concreto hace tambalear la película. La sensación que tuve mientras la visionaba era extraño: momentos espléndidos pero intermitentes, simbolismos difíciles de percibir junto a subrayados innecesarios, personajes interesantes que interactúan con otros que no lo son.

Mi atracción por la película fluctúa. Ahora sí, ahora no. Me doy cuenta que la historia de amor, muchas veces introducida de forma patética para contentar al público, aquí me parece espléndida. El entorno juega un papel fundamental. Me percato de la elegancia del film, de sus buenas maneras y sus intenciones más que notables, aunque también de que en varios momentos se dispersa e intenta abarcar demasiado.

Y en estas estamos cuando la película concluye. Los últimos minutos son preciosos. Y yo me quedo con un muy buen sabor de boca. ¿Me ha gustado la película? Sí, la verdad es que sí. ¿La recomiendo? Mi respuesta a esta pregunta no es tan clara, pues muchos espectadores se aburrirán sin remedio.

Se trata de una obra densa, que incide en el tema de la muerte, sin dejar de mirar nunca a la otra parte, la vida. Parece que en esa isla donde residen los adolescentes protagonistas, sus habitantes están en contacto directo con la naturaleza. Todo respira verdad y realidad. No hay pantallas (móviles, ordenadores, televisiones) que distraigan su existencia. No les queda más remedio que vivir y ver morir.

Still the water

Sinopsis Kaito descubre el cuerpo de un hombre flotando en el mar. Su amiga Kyoko le ayudará a descifrar el misterio. Crecerán juntos, aprendiendo a ser adultos, descubriendo los ciclos de la vida, la muerte, el amor…
País Japón
Director Naomi Kawase
Guión Naomi Kawase
Música Hasiken
Fotografía Yutaka Yamazaki
Reparto Nijiro Murakami, Jun Yoshinaga, Makiko Watanabe, Hideo Sakaki, Tetta Sugimoto, Miyuki Matsuda, Jun Murakami, Fujio Tokita
Productora Kumie
Género Drama
Duración 110 min.
Título original Futatsume no mado
Estreno 10/04/2015

Trailer

Calificación7
7

Comparte este artículo

Arturo G. Maiso

Tras estudiar comunicación audiovisual y cine, se especializó en comunicación multimedia y marketing online. Ha fundado la empresa AGM Comunicación Multimedia y la web El Cine en la Sombra.

1 comentario

Añade tu comentario

Escribe un nuevo comentario