The Americans (2013-2018): una de las mejores series de espionaje

the americans

The Americans es una de las mejores series sobre espionaje, pese a las dudas suscitadas inicialmente.





Espionaje durante la Guerra Fría

Cuando anunciaron el inicio de la serie The Americans, con un argumento que gira en torno a unos agentes soviéticos infiltrados como ciudadanos estadounidenses, pensamos que se trataba de una vuelta al tópico más rancio de las células durmientes, íntimamente ligado a la imaginería anticomunista americana.

Fino trabajo psicológico en torno al análisis de como viven unos comunistas soviéticos convencidos en una sociedad tan distinta.

Ambientada en la época de finales de la guerra fría y comienzos de la Perestroika, el transcurso de los primeros capítulos nos sorprendió. Junto a escenas de acción y suspense perfectamente realizadas, su creador y guionista Joseph Weisberg desarrollaba un fino trabajo psicológico en torno al análisis de como viven unos comunistas soviéticos convencidos en una sociedad tan distinta y durante tantos años.

Especialmente delicado era el tema de los hijos que fuera teniendo la pareja protagonista. En algún momento deberían explicarles la situación real… ¿o no?



Virtudes

Joseph Weisberg tenía experiencia en exitosas series como Daños y Perjuicios (2007-2012) o Falling Skies (2011-2015) antes de comenzar The Americans. Esto se nota en el desarrollo de las tramas a lo largo de las seis temporadas.

Desde el comienzo se puede apreciar que no estamos ante una serie convencional. Los guionistas tuvieron el gran acierto de dibujar a una esposa convencida y militante de la ideología soviética, sin dudas ni fisuras. Mientras, el marido va viendo algunas situaciones que le despiertan dudas, lo que permite un interesante juego con excelentes diálogos entre la pareja.

Tras un comienzo donde va presentando personajes y situaciones, y al que le cuesta coger el ritmo, vamos observando cambios sustanciales en la psicología de los personajes. Estos van evolucionando, sin caer nunca en el trazo grueso, siempre dibujados por sutiles matices.

Desde el comienzo se puede apreciar que no estamos ante una serie convencional.

Paralelamente, se desarrollan poco a poco numerosas tramas secundarias, entre las que debemos destacar a los agentes del FBI que les persiguen y, especialmente, a los soviéticos. Es de agradecer que estos últimos hablen en ruso. Sus palabras son subtituladas, creando una interesante atmósfera y ofreciéndonos algunos de los personajes más singulares de los últimos años. Me estoy refiriendo, por ejemplo, a la empleada de la embajada soviética, interpretada por la actriz Annet Mahendru, que desarrolla un personaje tierno y entrañable a través de una interpretación excepcional. O el embajador soviético Len Gorn y su ayudante Costa Ronin.

No debemos olvidarnos de destacar la caracterización de los personajes principales. Tanto el marido, interpretado por Matthew Rhys, como el de la esposa, interpretado por la actriz Keri Russell. Muchos críticos dudaron de lo acertado de su elección en un primer momento, pero ambos están magníficos.

También mencionar la banda sonora, muy cuidada en la elección de temas musicales significativos y reconocibles de la época. En especial, los títulos de crédito del inicio, con una música hipnótica especialmente sugerente, con imágenes políticas, sociales y deportivas representativas del periodo en cuestión.



Conclusiones

No podemos terminar este artículo sin mencionar el excepcional capítulo final de la sexta y última temporada. Una magnífica secuencia de 20 minutos sin apenas diálogo cierra la trama de cada uno de los protagonistas. Me ha recordado a la secuencia final de A dos metros bajo tierra, de ésas que se pueden y se deben ver varias veces. Un capítulo de ritmo impecable y suspense creciente, pone punto y final brillantemente a la serie.

Una magnífica secuencia de 20 minutos sin apenas diálogo cierra la trama de cada uno de los protagonistas.

En definitiva, The Americans es una de las mejores series de espionaje, pese a las dudas suscitadas inicialmente. Al principio le cuesta arrancar, lo que llevó a algunos críticos a abandonar la serie, para volver a ella ante la insistencia de amigos y conocidos. Una vez que coge ritmo, no lo pierde. Altamente recomendable.



Ficha de la película

País Estados Unidos
Creación Joseph Weisberg
Dirección Daniel Sackheim, Adam Arkin, John Dahl, Thomas Schlamme, Kevin Dowling, Alex Chapple, Holly Dale, Jean de Segonzac, Chris Long
Guion Joseph Weisberg, Mike Batistick, Joel Fields, Joshua Brand, Melissa James Gibson
Música Nathan Barr
Fotografía Richard Rutkowski
Reparto Keri Russell, Matthew Rhys, Holly Taylor, Keidrich Sellati, Noah Emmerich, Annet Mahendru, Richard Thomas, Alison Wright, Lev Gorn, Costa Ronin, Dylan Baker
Género Serie Drama
Duración 6 temporadas – 45 min por capítulo
Título original The Americans



Trailer

Calificación9
9

Share this post

Chusé Inazio Felices

Fundador en su juventud, en la Zaragoza de los años 80 junto a otros apasionados del cine, de la Cooperativa Cinezeta, con la cual dio sus primeros pasos en el mundo del Súper 8, ha mantenido siempre un profundo interés por el mundo cinematográfico que, entre otras cosas, se ha puesto de manifiesto en sus escritos para la prensa a través de sus colaboraciones para El Siete de Aragón creando la sección Cuadernos desde el Guadarrama y posteriormente, en la publicación de su libro Aragón desde el Guadarrama (1993), en el que podemos leer artículos como Mujeres, Guiones y Cintas de Video o Aragoneses de Cine, donde da muestra de su cinefilia. Partidario de la máxima de su compatriota Baltasar Gracián, siempre se ha propuesto escribir críticas breves pero concisas y rigurosas a tono con los tiempos que vivimos y la falta de tiempo que nos abruma. Interesado por un cine diferente, ya sea de otros países o culturas, el anime y por supuesto el cine negro y el clásico.

1 comments

Añade el tuyo
  1. Adela alloza 19 junio, 2018 at 18:25 Responder

    Nos encanta la critica de Chuse Inazio Felices sobre esta serie que está siendo magnífica. Una pena que haya finalizado.

Publica un nuevo comentario